Últimas reseñas


sábado, 13 de octubre de 2018

Tamayura

¡Buenas tardes, minna!

Hoy os vengo con uno de mis regalos de cumpleaños, un manga que fui siguiendo desde que lo anunciaron. No tenía muy claro la temática, pero el dibujo me enamoró con solo ver la portada. ¡Vamos allá!


Título: Tamayura
Saga: Tomo único
Guión: Ringo Yuki
Traducción: Maite Madinabeitia
Dibujo: Ringo Yuki
Editorial: Milky Way Ediciones
Género: Yaoi
Páginas: 194
ISBN: 978-84-17373-30-6
Precio: 8 €

Michitada Asakura, el heredero de una gran firma comercial, está a punto de comenzar sus estudios de bachillerato en la década de 1920. En la residencia donde se aloja le asignan como compañero de habitación de un joven llamado Tachibana, ni más ni menos que un amigo de la infancia a quien hacía años que no veía. Durante mucho tiempo fueron uña y carne, y ahora el reencuentro con el joven remueve una serie de complejos sentimientos en el corazón de Michitada...

De acuerdo, vamos con la historia. Nos encontramos en el Japón de los años 20. Asakura es el hijo de un gran empresario, por lo que pronto heredará toda su fortuna. Sin embargo, antes de poder tener un matrimonio concertado, tiene que terminar el instituto. Debido a los viajes de trabajo de su padre y a la mala relación con la nueva esposa de este, Asakura va a una residencia, donde se encuentra con Tachibana, un amigo de la infancia.

Lo que su compañero de cuarto no sabe es que Asakura cortó por completo la amistad al verle con una mujer. Sintiéndose solo y repudiado de pequeño por tener sangre europea, Asakura se enamoró del único amigo que tuvo; verle con una chica fue como una traición. En su huida, lo único que dejó fueron dos canicas.

Ahora, ambos chicos son adultos pero los sentimientos no se han enfriado. Sin saber lo que Tachibana siente por él, Asakura deberá decidir si prefiere elegir su felicidad, pese a lo que dirá la sociedad, o abandonar cualquier rastro de amor y casarse con una desconocida.

Y esa es más o menos la historia. El tomo comienza con un recuerdo de la infancia: Asakura pillando a Tachibana, su mejor amigo, con una chica. Sin saber por qué reacciona así, huye y deja tiradas dos canicas. A partir de ese momento, se marcha de la ciudad en un viaje con su padre y los dos amigos no vuelven a verse.

Volvemos al presente. Año 1922, Asakura comienza bachillerato y se instala en la residencia de estudiantes, donde descubre que comparte habitación con Tachibana, su antiguo amigo. Aunque la relación al principio es un poco tensa y se lanzan algún comentario hiriente, el chico pronto deja las cosas claras: estuvo con esa chica porque pensaba que Asakura no compartiría sus sentimientos.

Nuestro joven heredero, confuso, le rechaza varias veces, sin saber qué siente y cómo afrontarlo. Aquí entra en juego un personaje que, aunque es un poco secundario, a mí me ha gustado mucho. Matsumoto, uno de sus compañeros de residencia, es el que ayuda a Asakura a aclararse, sin cortarse al admitir que sabe la relación entre los dos chicos.

Como veis, la historia podría ser un romance normal entre dos amigos, pero hay que tener en cuenta que son los años 20 y en Japón. Al ser un heredero, Asakura no puede permitirse el lujo de estar con un chico, ya que toda su familia está a la vista del público. Por ello, hay un momento en el que el chico se ve forzado a decidir entre su felicidad y su obligación.

Hay momentos en los que lo he pasado un poco mal porque ambos chicos se ven separados no una, sino dos veces. La segunda creo que es la peor, porque realmente no sabemos el paradero de uno de ellos, ni siquiera si está vivo. La trama, en este aspecto, tiene a Asakura como protagonista en todo momento, siguiendo su historia.

En temas de dibujo, encontramos personajes con rostros un poco afilados, intentando darles un toque realista. Nos destacan mucho los rasgos de Asakura, que al ser mestizo tiene el pelo claro y los ojos azules, algo fueron de lo común. También nos explican el significado del título: Tamayura es el sonido que hacen dos abalorios al chocar, pero también se usa para designar a un lapso muy breve de tiempo, un instante. Nos lo explican tanto en la historia como en la contracubierta. Además, avisaros de que la historia tiene un par de escenas para adultos.

Y eso os contaré. Es un manga que me ha gustado muchísimo, con algún momento un poco tenso y triste. La verdad es que la autora se ha esforzado mucho a la hora de la ambientación, así como el tema de cómo era la sociedad en esos momentos. Espero encontrar algo más de ella, porque me ha convencido. ¡Nos vemos!



Nota: 6/6





No hay comentarios:

Publicar un comentario