Últimas reseñas


viernes, 3 de mayo de 2019

Magi. El laberinto de la magia #7

¡Buenas tardes, minna!

Seguimos con esta saga, aunque ya solo me quedan dos tomos para tener que comprar los siguientes. Estamos acercándonos al final del arco de Balbadd, pero aún nos quedan un par de sorpresas antes de terminarlo. ¡Comenzamos!


Título: Magi. El laberinto de la magia
Saga: Magi. El laberinto de la magia #7
Guión: Shinobu Ohtaka
Traducción: Marc Bernabé
Dibujo: Shinobu Ohtaka
Editorial: Planeta Cómic
Género: Shonen
Páginas: 192
ISBN: 978-84-16051-30-4
Precio: 8 €

Tras obtener un nuevo poder, Alibaba continúa avanzando. ¿¡Qué le espera al final de esta cruenta batalla!? ¡¡Es el séptimo tomo de esta mágica aventura!!

De acuerdo, comenzamos. El tomo anterior termina con Alibaba llegando al palacio real de Balbadd, donde pretende acabar con el reinado de su hermano. Sin embargo, su primer obstáculo es uno de los guerreros del Banquero, el cual se transforma en una criatura semejante a un elefante. El chico, por fin decidido a preocuparse por su país, termina consiguiendo el equipamiento parcial y acaba con la bestia.

Su siguiente obstáculo es el segundo guerrero, el cual tiene un ejército de monos de las mazmorras, los cuales resurgen cada vez que son destruidos. Aunque ha de guardar parte de su magoi para los enfrentamientos, Alibaba pronto se ve rodeado. La llegada de Morgiana le permite seguir, mientras la chica libera todo su poder contra los demoníacos animales.

Tras enfrentarse al tercer guerrero, que tiene apariencia de tigre, Alibaba comienza un enfrentamiento distinto: las armas son las palabras y su rival es el actual rey. Apostando todo a un único intenta, el chico tendrá que defender a su pueblo y hacerles abrir los ojos ante la tiranía, con todo su corazón puesto en sus argumentos.

Y eso es más o menos este tomo. Los primeros capítulos se centran en el avance de Alibaba hacia el salón del trono, donde está su hermano. Siguiendo los consejos del Banquero, el monarca envía a los tres guerreros del Imperio Kô, los cuales liberan todo su poder transformándose y atacando a Alibaba. El chico, decidido, consigue liberar el equipamiento parcial de Amon y se abre paso a golpe de espada flamígera.

Sin embargo, el verdadero reto llega al entrar en el salón del trono, donde los guardias rápidamente le rodean. Cuando el rey les ordena matarle, el virrey alza la voz, defendiendo a su hermano Alibaba y argumentando que el trono debe ser ocupado por otro. Poco a poco, Alibaba consigue que los guardias y los presentes se pongan de su parte, argumentando que su libertad será vendida si al día siguiente se firma el tratado con el Imperio Kô y el actual rey se casa con la princesa imperial.

Dos tercios del tomo es todo eso, pero aún quiero comentar otra escena. Aladdin, debilitado tras su enfrentamiento contra Judar, comienza a brillar, mostrando una apariencia mortecina. Sin embargo, su alma no se encuentra allí: Ugo le ha traído, con el poco Rukh que le queda, hasta el Palacio Sagrado donde comenzó todo. El djinn, antes de despedirse, le explica que la función de los Magi es controlar el flujo natural del destino. Sin embargo, hay personas que buscan retorcerlo y hundir el mundo en la oscuridad, dando lugar al Rukh negro, como el que controlaba Judar. Aladdin deberá emprender un rápido viaje a través del conocimiento del rey Salomón y conseguir el poder de revertir esta corrupción, así como ayudar a sus amigos.

El tomo nos deja en mitad de un enfrentamiento, que ya se veía venir, entre Cassim y Alibaba, pero no diré nada más sobre cómo tiene lugar esta pelea y cómo avanza. Por lo que veis, este tomo tiene más contenido de conversación que de trama, por lo que no puedo extenderme mucho en su reseña. Nos presentan la Alianza de los Siete Mares, formada por varios reinos y dirigida por Simbad, que siempre aparece en el momento adecuado para ayudar a Alibaba como futuro soberano.

Intentaré leer pronto el siguiente tomo, el cual creo que cierra este arco. Aún quedan incógnitas por resolver, como quién es realmente el Banquero, qué relación tiene con el Imperio y Judar y por qué es capaz de manejar el Rukh negro. Esperemos que en el siguiente nos resuelvan alguna. ¡Nos vemos!

 

Nota: 4/6


Otros títulos:





No hay comentarios:

Publicar un comentario