Últimas reseñas


miércoles, 30 de mayo de 2018

El laberinto del millón de tatamis #1

¡Buenas tardes, minna!

Aquí volvemos con una nueva historia a la que tenía muchas ganas. Imagino que para cuando se publique esta reseña habrá pasado tiempo desde que la escribí, pero solo decir que me he decidido a leer este manga porque el tomo 2 sale en breves y quería saber si tenía intención de comprarlo o no jajajaja. ¡Vamos allá!


Título: El laberinto del millón de tatamis
Saga: El laberinto del millón de tatamis #1
Guión: Takamichi
Traducción: Rubén Pruñanosa
Dibujo: Takamichi
Editorial: Letra Blanka
Género: Shonen
Páginas: 224
ISBN: 978-84-94605-18-5
Precio: 8 €

Reika y Yôko son dos gamers que vagan por un edificio enorme. Un verdadero laberinto sin fin que desafía a la imaginación. Sólo tienen una pista sobre dónde se encuentran: un misterioso mensaje firmado por Tagami, un famoso diseñador de videojuegos que parece conocer muy bien el lugar.

¿Cuál es el origen del lugar en el que están? ¿Por qué Reika y Yôko son la única esperanza de la humanidad? ¿Conseguirán las heroínas mantenerse serenas y regresar al mundo real?

De acuerdo, voy a tratar de explicar bien esta enrevesada historia. Reika y Yôko son compañeras de piso y trabajan para la misma empresa de videojuegos. De la noche a la mañana, ambas despiertan en un extraño edificio que desafía todas las leyes de la física: ventanas que dan a habitaciones distintas a las anteriores, bucles espaciales en escaleras infinitas, objetos replicados una y otra vez...

Aunque al principio las chicas vagan buscando la salida, a tranquilidad con la que tratan de llevar la situación cambia cuando una criatura gigante devora la zona en la que acababan de estar. Para colmo, uno de los mayores desarrolladores de su empresa, Tagami, conseguirá contactar con ellas para explicarles lo indispensable: el monstruo devora-cuartos no es su única preocupación en ese lugar tan similar a un videojuego.

Mientras buscan la salida, ambas chicas deberán ir superando pruebas y evitando peligros para reunir más información sobre el lugar y adaptarse. Como amantes de los videojuegos, se encuentran en un mundo real lleno de bugs, que deberán utilizar a su favor para encontrar una forma de escapar antes de ser devoradas... o algo peor.

Y de momento eso explicaré. Nada más empezar, la historia nos sitúa momentos después de que ambas chicas despierten en esa extraña realidad. Sin saber dónde están y cómo salir, ambas comienzan a vagar sin rumbo por un inmenso laberinto de salas cuyos suelos están hechos de tatamis. Cuando necesitan algo, abren una puerta o un armario y lo encuentran: comida, ropa, objetos... Sin embargo, la salida no aparece.

Hablemos un poco de las dos chicas. Reika es una joven amante de los bugs. En todos los juegos, ella busca los fallos para avanzar, afirmando que pasarse un juego sin usar los "pasadizos secretos" es una forma mediocre de jugar. Al descubrir que el lugar en el que se encuentran podría ser como un juego en la vida real lleno de esos fallos, la chica se emociona y empieza a trastear, desesperando a su compañera.

Yôko, por su parte, presenta una forma de actuar más realista. Incapaz de asimilar dónde están, se muestra nerviosa, alerta y solo busca una forma de escapar de allí sin tratar de entender qué es ese sitio. La llegada del monstruo devora-cuartos enciende el interruptor gamer de las chicas, que comienzan a pensar qué hacer si estuvieran en un videojuego.

La primera señal de vida aparte de ellas es una carta que encuentran en una mesa, donde Tagami, un desarrollador de la empresa en la que trabajan, ha dejado un correo electrónico. Primera misión: encontrar un ordenador con conexión para poder enviar un mensaje pidiendo respuestas. Lógicamente, esto no es tan sencillo.

En tema de dibujo, no tengo muy clara la clasificación para este manga, ya que no es un Historias de la vida y tampoco es tan adulto para ser un Seinen. Como la visión general es la de dos chicas en un juego de plataformas, pues he decidido clasificarlo como Shonen. El dibujo es bastante realista y tiene los detalles muy bien trabajados. Aunque tiene muchas escenas de humor, no hace uso del dibujo de monigotes, algo que he agradecido porque habría desentonado demasiado. 

En general, es un manga que me ha gustado muchísimo. Tiene referencias a juegos y a lenguaje friki, por lo que me lo he pasado muy bien leyendo las bromas y los guiños que hacen ambas chicas. Por lo que he visto, de momento serán dos tomos y no sé si la historia cortará allí. Tampoco creo que la trama pueda alargarse muchos tomos, así que creo que vale la pena leerlos. Y no son caros para la cantidad de páginas que tiene, ciertamente mayor en comparación con otros mangas.



Nota: 6/6


Otros títulos:






No hay comentarios:

Publicar un comentario